Número de jóvenes con problemas auditivos en aumento

21 de octubre de 2016
El acúfeno suele producirse como consecuencia de un daño al oído interno que altere los receptores auditivos. Desde hace algunos años y con la aparición de los móviles con datos, se ha incrementado la tendencia al uso de dispositivos como los auriculares para escuchar música, noticias, entrevistas, videos, etc. Sin embargo en algunos casos, los jóvenes no tienen cuidado del volumen que utilizan y por tanto del daño que pueden estar ocasionando a sus oídos.

Según un informe canadiense publicado en junio de 2016 por el Departamento de Psicología, Neurociencias y Comportamiento, se ha producido un aumento del 28% en el número de jóvenes que sufren de tinnitus o acúfeno, el cual se manifiesta con la presencia de sonidos que no están en el entorno, normalmente con el sonido de un silbido permanente en los oídos de quienes lo padecen y que normalmente se produce por el uso de auriculares a un alto volumen.

Si bien el acúfeno se asocia con lesiones ocasionadas al oído medio como otitis y perforación del tímpano, es más regular que se produzca como consecuencia de un daño al oído interno que altere los receptores auditivos. Este estudio respalda lo dicho por la Organización Mundial de la Salud, señalando que más de mil millones de jóvenes de diferentes países del mundo, están en riesgo de padecer de estos síntomas.

Según la experta en el Departamento de Otorrinolaringología de la Universidad de Navarra, “los acúfenos no suelen ser un síntoma de una enfermedad grave pero se recomienda acudir a un especialista para descartar, en primer término, un problema auditivo”, ya que la permanencia de estos zumbidos pueden ocasionar afectaciones a la calidad de vida de quienes lo padecen en tanto no logran descansar adecuadamente ni concentrarse. 
Sin embargo, la mejor medicina es la preventiva por lo que compañías como GAES, han desarrollado mecanismos auditivos con tecnología inteligente que pueden detectar los niveles de ruido en un ambiente determinado para adaptar el volumen necesario para la persona en el audífono. Otros avances desarrollados por la compañía Euphonia, son los audífonos de conducción ósea, los cuales trasmiten los sonidos por medio de los huesos de la cabeza, manteniendo el ingreso de otros estímulos a través de los demás canales auditivos.

Fuente: diariosigloxxi.com

Contenidos relacionados: 

  •  Facebook
  •  Twitter
  •  Google+
  •  Stumble
  •  Digg